5 consejos de seguridad para contraseñas

Las contraseñas son como las llaves de una oficina digital. ¿Utilizas la misma llave para tu oficina, casa, cobertizo y auto? Por supuesto que no.

Es tan importante asegurar tus datos virtuales como tu propiedad física y debes utilizar todas las herramientas disponibles para ello. He aquí cinco consejos de seguridad para contraseñas:

  1. Utiliza un Gestor de Contraseñas– Existen herramientas de gestión de contraseña disponibles en la mayoría de los navegadores. Google Chrome, por ejemplo, almacena los nombres de usuario y contraseñas de tu cuenta de Google, para usarlos después en otros dispositivos o equipos que utilizas con Chrome. También hay plugins para el navegador como LastPass. Con LastPass, solo tiene que recordar una contraseña y el servicio se encarga del resto. LastPass también te ayuda con la creación de contraseñas únicas.
  2. Contraseñas únicas – Las contraseñas únicas y complejas ayudan a mantener su información segura. Usa una combinación de letras no repetitivas (mayúsculas y minúsculas), números y símbolos. Evite utilizar la misma contraseña en todas tus cuentas. Puede comprobar la fortaleza de una contraseña a través del comprobador de contraseñas de Microsoft.
  3. Habilita la Verificación Two-Step – Si está disponible, configura la verificación Two-Step para tus cuentas -especialmente para las que contienen información sensible. Puedes configurar además las alertas para actividades sospechosas.
  4. Recuperación de la contraseña – Las opciones de recuperación de contraseña te permiten acceder a tus cuentas si olvidas tus contraseñas. Estas opciones de recuperación deben ser validadas a través de un SMS, un número de teléfono verificado o un código proporcionado al administrador del sitio en caso de olvidar tu contraseña. Siempre debes tener esta opción de respaldo actualizada.
  5. Cambiar contraseñas siempre que sea necesario – Otro de los consejos de seguridad para contraseñas es el hecho de que cambiarlas muy frecuentemente puede ser confuso. Algunos administradores de red requieren un cambio cada 30 días, y otros, cada seis meses. Por encima de todo, es vital cambiar tus contraseñas en siempre que seas informado de una brecha de seguridad o si tienes sospecha de alguna actividad perjudicial en tu ordenador.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *